Sobre cómo presentar resultados

Publicado el 10 de enero de 2011 a las 8:45

5


Lo reconozco: soy muy puntilloso a la hora de preparar ese informe o documento final de presentación de resultados. Los que han trabajado conmigo dirán que probablemente en exceso (e incluso alguno afirmará que puedo rozar la paranoia en este aspecto).

Si doy tanta importancia al hecho de extremar el cuidado a la hora de presentar los resultados de un análisis o estudio lo hago porque entiendo que ese breve documento final debe reflejar claramente tanto la excelencia técnica como el esfuerzo puestos por el equipo durante la ejecución del proyecto; personalmente un informe de resultados mal estructurado e incluso con erratas evidentes me hace dudar muy seriamente tanto de las conclusiones que se están presentando como del trabajo (y por ende del equipo) que hay detrás.

No voy a profundizar aquí en cómo estructurar un documento, ni mucho menos en cómo manejar herramientas como el inefable (y siempre presente) powerpoint. Pero sí os dejo un consejo: nunca tratéis de idiotas a los receptores de ese mensaje que queréis transmitir. No sigáis el ejemplo de la cadena televisiva Telecinco presentando gráficos como el que sigue:

Lo dicho, el único efecto que produce una presentación irregular, ya sea por dejadez o por un evidente interés manipulador, es el de desvirtuar completamente su contenido.

Update: Casi peor es responder a tu rival entrando en su mismo juego.

Resultado de los tejemanejes de unos y de otros: no me creo nada. Lo mismo hay que volver a la 1.